marzo 12, 2010

Los verdaderos carbonara

Posted in bacon, caliente, cerdo, comer, comida, huevos, Parmesano, pasta, pecorino romano, pimienta negra, sal, sencillo, Uncategorized a 2:18 pm por Marta Burdiel Gutiérrez


No hay cosa que más deteste que llegar a un italiano de cierto prestigio, o que proclama a diestro y siniestro “recetas autenticas italianas” y que luego sea un fiasco. En especial después de vivir un año y medio en Italia una de las cosas que más detesto encontrar en la carta de estos supestos “ristorantes italianos” son su pasta “alla carbonara”, en ella tienden a añadir nata, mantequilla, etc y cuando el plato porfin aterriza en tu mesa encuentras spaguettis o tallarines nadando en salsa insulsa y con un queso al que suelen llamar desafortunadamente Parmesano…
Para intentar extender la cultura de las buenas recetas italianas, de esas que como ellos dicen hacía la “mamma” os dejo la receta de lo que para mi es sin duda la mejor carbonara del mundo.

PASTA ALLA CARBONARA

INGREDIENTES

4 yemas de huevo
1 huevo entero
100 gr. de pecorino romano (este es el verdadero queso con el que se hace la receta, podreís encontrarlo en Alcampo al lado del Parmesano o en tiendas de quesos, y productos italianos como la Accademia del Gusto o Pastaio ambas en Madrid)
150 gr. de guanciale (especie de bacon italiano extraido de los mofletes del cerdo, lo podéis encontrar en las direcciones anteriores) sino lo podeis sustituir por bacon ahumado de buena calidad
320 gr. de spaguettis o bucattini (Barilla)
2 cucharadas soperas de aceite de oliva
pimienta negra, mejor si es recién molida
   

ELABORACIÓN:

Poner una cazuela alta  con agua y sal. Una vez rompa a hervir cocer la pasta segun indicaciones del fabricante.
Mientras en un bol amplio mezclar el huevo con las yemas y el pecorino rallado.
Saltear el guanciale o el bacon con una gota de aceite. Escurrir sobre papel de cocina e incorporar a la mezcla de huevo y queso.
Una vez cocida la pasta escurrir ligeramente (no debe quedar seca del todo) y verter sobre la mezcla anterior remover, salpimentar y servir inmediatamente
.

Bom apettit.
Aquí os dejo un video de una cocinera italiana que emplea tambien la misma receta.

Anuncios

noviembre 23, 2009

¿Navidad anticipada?

Posted in ajo, cenar, comer, comida, delicioso, entrada, harina, oregano, Parmesano, pollo, sencillo a 8:37 pm por Marta Burdiel Gutiérrez


En Madrid ya es Navidad, y no precisamente porque Freixenet o El Corte Ingles nos lo anuncien a los cuatro vientos en TV, radio o prensa. No es Navidad porque nieve o haga frío -en Madrid no bajamos de los 15ºC a 23 de Noviembre, ¡qué locura!. No es Navidad tampoco porque los supermercados estén repletos de Panetones, pavos o turrones. Simplemente se que es Navidad porque Madrid es un Caos, atascos, empujones, pero sobretodo porque Gallardón se empeña cada año en traernos antes a Papa Nöel y a los Reyes Magos y ya tiene a medio Madrid -eso si la parte más transitada- llena de hombrecitos en escaleras colgando luces y decoraciones a diestro y siniestro para que se nos vea bien desde el espacio exterior.  Y es que uno aun estaba en vestido y bailarinas hace un par de semanas y ahora sino te tomas un Christmas coffe en el Starbucks como que no pegas… Pues para todos aquellos que quieren ser diferentes o incluso pasar del tradicional besugo a la sal o de estarse 3 horas en la cocina asando un pavo embutido en el horno les dedico esta receta, porque en el fondo la Navidad es algo más ¿o no?

                                             PECHUGAS DE POLLO AL ESTILO DE MI TÍA

INGREDIENTES

2 pechugas de pollo enteras -hermositas no es cuestión de pasar hambre-
3 dientes de ajo
1 bote de orégano
1 brick de leche -entera que a la pechuga el desnatado le sienta fatal-
C/S (para quien no lo sepa cantidad suficiente) harina
Aceite para freir
OPCIONAL: crema de acetto balsámico y parmesano en lascas

ELABORACIÓN

Pide en tu puesto habitual que te den 2 pechugas enteras -no separadas como te las venden habitualmente en las grandes superficies ya envasadas- y que les retiren simplemente el huesito central sin llegar a desunirlas.
Machaca en un mortero los ajos, pon un poco de sal en el fondo para evitar que se peguen. Unta con la mezcla las pechugas, recubre además con el orégano por todas partes, e introdúcelas en un tupper o recipiente con tapa hondo. Cubre el conjunto generosamente con leche, cierralas y deja reposar en la nevera de un día para otro.
Escurre la leche sin retirar los restos de ajo y orégano que se hayan quedado adheridos a la superficie del pollo. Enharina las pechugas.
Aparte pon a calentar bien la freidora o una sarten con abundante aceite -lo ideal sería que la pechuga estuviese cubierta por el aceite para que se haga más rápido.
Una vez el aceite esté caliente 175-190ºC en la freidora, introduce las pechugas de una en una -dado el tamaño-. Sino cubriese del todo el aceite la pechuga dales la vuelta a media cocción. Una pechuga deberá estar más o menos unos 7-10 min friéndose, cuanto más grande mayor deberá ser el tiempo de cocción. Escurre la pechuga en papel absorbente. Deja reposar un par de minutos y envuelvela en papel de cocina por completo. Introducela en un tupper y cierralo, déjala “sudar”, al menos unas 2h, en la nevera. Quítales el papel de cocina y filetea la pechuga en diagonal. Sirvelas sobre una tosta de pan con una lasca de parmesano y una lágrima de aceto como en la foto.

Haz de tu Navidad  algo diferente!

PD: Para todos aquellos que habeís reclamado las recetas os diré que hasta hoy no he tenido entre mis manos el teclado de un ordenador… Mañana cookies de chocolate y naranja 😉

octubre 27, 2009

Risotto alla Milanese

Posted in arroz, caldo, cebolla, comer, comida, mantequilla, Parmesano, pimienta negra, sal, vino a 11:42 am por Marta Burdiel Gutiérrez


El risotto es un arroz cremoso de origen italiano que hoy inunda las cartas de los restaurantes de medio mundo. Una de las grandes dificultades de este plato reside en su textura cremosa y untuosa que muy pocos saben dar o ¿acaso no os han servido más de uno de estos deliciosos arroces en forma de timbal en el que apenas se puede introducir el tenedor? Pero a pesar de ser un plato complicado existen algunos trucos que prometo os ayudarán a obtener un buen resultado. Para los que seáis menos aventureros os recomiendo mi producto estrella el arroz meloso de Portomuiños –de algas o de setas- tan sólo hace falta añadir agua, un poco de pimienta negra y listo para servir en 12 min. tendréis un arroz meloso de un sabor excepcional y casi sin esfuerzo. Este producto “milagroso” podréis encontrarlo en webs como www.directodelcampo.com o en el supermercado de El Corte Inglés por menos de 5 €.

Por el contrario si estas dispuesto a darle una nueva oportunidad a este plato y arriesgar un poco, aquí os dejo la receta de un risotto a la milanesa con algunos trucos que os ayudaran a simplificar la receta.

RISOTTO ALLA MILANESE

INGREDIENTES 

1 cebolla cortada en daditos muy pequeñitos
400 gr. arroz
½ vasito de vino blanco
1200 ml. Caldo de verduras (o si tenéis prisa Caldo Aneto o Gallina Blanca)
250 gr. de parmesano rallado en el momeno (si no encontraseis serviría Grana Padano aunque el sabor cambia)
1 sobre de hebras de azafrán
1 cucharada sopera de mantequilla
Sal
Pimienta negra

ELABORACIÓN

Calentar el caldo con las hebras de azafrán en una cazuela hasta punto de ebullición. Aparte en una cazuela bajita y ancha ablandar la cebolla con un poco de aceite de oliva hasta que este transparente, añadir el arroz y dorar. Añadir el vino y evaporar todo el alcohol. Poco a poco mojar el arroz con el caldo sin dejar de remover, para que el arroz vaya soltando su almidón y ligando el caldo, obteniendo así un aspecto más cremoso. Si es la primera vez que haces un risotto y temes que el arroz se te pase de punto cuando hayas incorporado más de la mitad del caldo, prueba de vez en cuando el punto del arroz de este modo no te pasarás de caldo ni quedará duro el arroz.  Cuando tu arroz tenga el punto deseado, retira del fuego y agrega el parmesano rallado y la mantequilla sin dejar de remover ligando el arroz hasta obtener una textura cremosa, salpimentar. Servir preferiblemente en un plato llano cubriendo con una fina capa de arroz toda la superficie. Decorar con una lasca de parmesano y unas gotitas de aceite de oliva.

Risotto alla Milanese

Risotto alla Milanese